Alrededor del mundo la familia Aliancista celebra a Jesús proclamando que

“No hay corazón que Él no pueda alcanzar, no hay herida que Él no pueda sanar,

no hay esclavitud que Él no pueda romper”

ACTUALIDAD

Conoce las noticias de la Iglesia nacional